lanzarote

Los museos submarinos más increíbles del mundo (II)

Museo del Atlántico (Lanzarote): inaugurado recientemente, es el primer museo submarino de Europa en su Reserva de la Biosfera. Igual que hizo en Bahía Molinere, el artista Jason DeCaires ha llenado de estatuas el fondo del mar. DeCaires aborda reflexiones sobre los distintos acontecimientos como la difícil situación de los refugiados y la dependencia natural hacia las nuevas tecnologías. El área empleada tiene un total de 2.500 metros cuadrados y un total de seis zonas en las que se agrupan los distintos conjuntos de esculturas.

El cristo del abismo (golfo de Genova, Liguria): diseñada por el escultor Guido Galleti, esta gran estatua de cobre de 2.5 metros de altura se encuentra bajo el mar a 15 metros de profundidad. El material utilizado para su construcción proviene de objetos donados por buzos y marineros para apoyar este ambicioso proyecto. Es un lugar para orar, y escenario cada 15 de Agosto de una “procesión submarina” hasta él, incluso en el año 2000 fué bendecida por el Papa Juan Pablo II.

The Side Underwater Museum (Turquía): este museo alberga 110 esculturas y es una auténtica lección de historia bajo el agua. Ha sido creado a pocos metros de profundidad para que puedan acceder a él tanto buceadores profesionales como ameteur. Está cerrado al tráfico marítimo y se puede bucear en él de forma gratuita si dispones de un certificado.

Museo submarino de Cesárea (Israel): en él se puede contemplar el enorme y majestuoso puerto que construyó el rey Herodes para César Augusto. Es un sitio único en el mundo, ningún otro puerto antiguo puede visitarse, solo pueden ser recorridos por arqueólogos. Éste, en cambio, además de poder ser visitado con la compañía de un guía, dispone de 36 sitios marcados a lo largo de un sendero diagramado por un terreno de gran tamaño. A los turistas se les entrega un mapa en el que se describe cada detalle de los lugares marcados a lo largo del camino y existen varios senderos cercanos a la costa para que puedan disfrutar también aquellos que no han buceado nunca.

puerto de herodes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *